The Beatles’s White Album

 

Richard Hamilton hizo del The White Album de The Beatles un ícono de Pop Art.

The White Album se comercializo por primera vez el 22 de noviembre de 1968, el diseño de la portada del álbum sirvió para romper con todo lo anterior con todos los sueños ácidos del Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band (1967), una cubierta absolutamente blanca daba paso a lo esencial la música, las canciones de The Beatles.

The White Album, paso a ser una pieza representativa del Pop Art, presente en los museos de todo el mundo, como el Museum of Modern Art en New York o la Tate Modern en Londres y Richard Hamilton diseñador de la portada recibió el trato de guru del Pop Art, eso si tan solo recibió 200 £. por su trabajo.

The White Album está disponible en una nueva una edición de lujo, que incluye siete discos, junto con un libro de 164 páginas que incluye fotografías desconocidas de The Beatles.

Robert Fraser, galerista de Londres, presentó Richard Hamilton a Paul McCartney, conociendo que ya había rechazado dos propuestas de portada y propuso a McCartney contratar a Hamilton para el diseño de la portada.

El diseño final fue un doble LP con una carpeta blanca, lisa con una superficie brillante, solo dos marcas en la parte frontal de la portada, The Beatles en relieve ligeramente por debajo de la mitad del lado derecho del álbum, ligeramente descentrado, y, para los primeros 2 millones de copias, un número de serie en la parte inferior derecha esquina. Hamilton dijo que lo propuso para crear una edición numerada de 5 millones de copias, una gran edición limitada. Además los vinilos se sacaban por la parte superior de la funda, cosa prácticamente inédita en aquellos años.

Se utilizó el mismo sistema de numeración en las 12 plantas de prensado que imprimieron la portada por lo que en realidad hay 12 copias de cada número.
Las fotos del collage interior realizado por Richard Hamilton, incluidos los cuatro retratos, fueron tomadas por John Kelly fotógrafo oficial de The Beatles.

La copia personal de Ringo Starr del número de serie 0000001 recaudo $ 790,000 en una subasta de caridad. Claro que la copia de Ringo no es mejor que la nuestra.

Su producción en el mercado masivo hizo posible que personas de todo el mundo se llevaran a casa una obra de arte icónica por el precio de un doble LP. Tanto el disco como la tapa son obras de Pop Art, que cumplen con todos los requisitos establecidos por Hamilton para definirlo:

Popular, diseñado para una audiencia masiva. Transitorio una solución a corto plazo. Gastable, fácil de olvidar. Bajo costo. Producido en masa. Joven, dirigido a la juventud.

Wicked, Sexy, Gimmicky, Glamorous, Big Business.